A insoportable levedade das bibliotecas escolares

“Ante a previsible retirada de formadores específicos no ámbito das bibliotecas escolares no  Servizo de Formación do Profesorado, no Centro Autonómico de Formación e Innovación e nos centros de formación e recursos dependentes da Dirección Xeral de Educación, Formación Profesional e Innovación Educativa, segundo o borrador da orde que convocará concurso público de méritos para cubrir postos de persoas directoras e asesoras nestes centros queremos manifestar o seguinte:

A insoportable levedade das bibliotecas escolares galegas

Hai proxectos que nacen marcados pola vulnerabilidade e a razón desta circunstancia non ten nada que ver coa falta de rigor ou a pouca entrega das persoas que os poñen en marcha. Máis ben ten que ver co feito de que nacen destinados a nadar contra corrente. Con todo, esa é a principal razón da súa existencia: xorden porque responden a unha necesidade non satisfeita pero compartida por un número crecente  de persoas que senten que é posible compartir e facer viable o proxecto xuntos. Así naceu o movemento que cristalizou na  iniciativa que todos coñecemos como PLAMBE. De xeito que dende hai algúns anos,  esa iniciativa levou o mellor da creatividade e o esforzo de moitos docentes que xenerosamente regalaron o seu tempo e a súa capacidade de formar equipos e ilusionar a outros docentes  en centros e centros de toda a nosa comunidade. Xuntos aprendemos a ser rigorosos e esixentes nos nosos proxectos, a crear espazos de aprendizaxe colaborativo, de cambios de estratexia, de achegamento ás novas tecnoloxías, de racionalización na xestión da información. Que ninguén se equivoque: os responsables das bibliotecas escolares non son  seres evanescentes perdidos en vanas quimeras que tentan “roubar” horas a materias “importantes” para que o alumnado esmoreza entre mundos de ficción. Nada máis lonxe da realidade. Nun centro onde hai un equipo que xestiona a biblioteca de forma eficaz nótase. Os fondos adquírense con criterio, establécense acordos para xestionar a información, créanse espazos de colaboración e docencia compartida. Non é doado porque a maquinaria educativa ten unhas inercias difíciles de combater. A pesar de todo, estes docentes fórmanse e exercen a súa dura misión en horas non retribuídas, roubadas ás súas familias, ao descanso, ao lecer. Fomos coordinados con rigor e seriedade pola Asesoría de Bibliotecas Escolares pero sempre nos faltou o marco legal axeitado. A nosa misión é dura porque queda moito por definir. Na nosa inxenuidade e boa fe esperabamos conseguir progresivamente tempos e formación para seguir mellorando na nosa función se demostrabamos que eramos rigorosos e eficaces. Os nosos méritos como colectivo son dabondo coñecidos polos nosos gobernantes e acreditados por diferentes administracións e ámbitos a nivel estatal. Os numerosos e constantes premios anuais de boas prácticas concedidos polo Ministerio de Educación y Ciencia non caeron do ceo. Durante todos estes anos a formación recibida foi fundamental para levar a cabo actuacións rigorosas e enfocadas na dirección correcta.

Sabemos das cuantiosas axudas que a Dirección Xeral de Educación, Formación Profesional e Innovación Educativa, destina a outros proxectos, dos  incentivos para a elaboración de contidos dixitais por parte das empresas editoriais, entre outras iniciativas. Non sería tamén interesante fomentar a produción de materiais propios e promover desde cada  centro a estandarización de procedementos que axuden a xestionar a información entre o noso alumnado sen confiar todo a eses materiais externos que proceden da industria editorial, por valiosos que poidan ser? Por que non seguir aproveitando a experiencia e valía dos equipos das bibliotecas escolares nestes cometidos?. O noso empeño sempre foi crear nos centros pequenos focos que tentan estender esas boas prácticas de innovación e excelencia. Non entendemos este novo e repentino  xiro na política de formación desta Dirección Xeral. Non nos parece xusto posto que, podemos dicir honestamente que, pola nosa banda, cumprimos con fartura. Ao desmantelar as estruturas que nos sosteñen o deterioro  será proporcional ao entusiasmo e o esforzo investidos: inmenso e imparable. Algúns lembramos como o noso Conselleiro lanzou un bico ao aire ao despedirse dos asistentes aos últimos encontros despois dunhas entusiastas palabras de eloxio polos éxitos logrados polas bibliotecas escolares galegas a nivel estatal. Onde quedou ese entusiamo? Que interpretación debemos facer? O noso país pode permitirse tirar pola borda todo este traballo? E nós?. En que situación quedaremos agora diante das nosas comunidades educativas se despois de tanta insistencia é a propria Consellería a que nos invisibiliza?”

Con esta publicación no noso blog, o equipo de biblioteca do IES de Porto do Son, fai eco do malestar que os centros que formamos parte do PLAMBE estamos a sentir ante as novas medidas previstas pola Consellería, medidas que ningunean o noso esforzo xa de por si insuficientemente recoñecido dende as autoridades educativas.

Colectivo dos equipos das bibliotecas escolares integradas no PLAMBE (Plan de Mellora das Bibliotecas Escolares Galegas)

 

Tras los pasos del Cid

Miércoles, 25 de mayo de 2011,

Antes de nada, debemos comentar nuestra primera experiencia con el teatro en la noche de ayer. Nos juntamos en tres grupos: música, interpretación y danza, y dimos nuestros primeros pasos para lo que será nuestro estrellato el próximo viernes noche en el Casino de la Amistad, interpretando la obra Looking for Antonio Machado, en la que compartiremos escena con actores tan reconocidos como Fernando Escudero (Física y Química).

Empezamos con un día caluroso y lleno de pueblos por visitar. Muchos quilómetros por recorrer y lugares que conocer. La ruta de hoy se denomina como “La Castilla del Cid”.

El primer lugar que visitamos fue Berlanga del Duero. En esta ciudad medieval hemos visto como las  culturas cristiana, musulmana y judía convivían antiguamente, aunque hoy en día es un pueblo con una sola cultura, la cristiana. Lo que destaca de la ciudad es el castillo de Gormaz, la Colegiata y la Plaza Mayor.

Más tarde fuimos a Burgo de Osma, donde vimos la catedral gótica y luego comimos en un colegio.

Por la tarde paseamos por los Cañones del río Lobos y vimos aves rapaces, como buitres. Allí, además,  pudimos ver la Ermita de San Bartolomé, que estaba al lado de una cueva a la que entramos y sacamos fotos.

Volvimos hacia Soria a las seis de la tarde, pero no llegamos a la residencia hasta las siete y ahora estamos descansando un ratito que nos hace falta después de tanto traqueteo.

Día de presentaciones

http://widget-37.slide.com/widgets/slideticker.swf

Ayer por la noche fueron las presentaciones de nuestras localidades y de nuestros centros. Los asturianos nos mostraron su concejo y parte de su  mitología. La verdad es que estuvo muy bien y descubrimos que no somos tan distintos, ellos también tienen un mito similar a la Santa Compaña. Parte de su cultura nos la trajeron en forma de degustación gastronómica: embutidos, zumo de arándanos, “panchón”, cecina… fueron algunos de los productos típicos con los que nos deleitaron. A cambio nosotros les ofrecimos  conservas, miel, queso, tartas, leche, bica, melindres… Y seguimos teniendo productos típicos para hoy, esto es saber administrar!

Ah, que casi se nos olvida: también hicimos un intercambio de regalos, y surgieron algunas escenas curiosas a la hora de entregarlos.

Ruta literaria: lunes 23 de mayo

Lunes, 23 de mayo de 2011

En este segundo día nuestras expectativas se ven cumplidas una vez más, sobre todo, en lo referente a nuestros compañeros de Asturias, que a cada hora nos muestran su lado más amigable.

En relación a nuestras visitas de hoy, estuvimos por el centro de Soria, visitando el instituto Antonio Machado, el Olmo Seco (este del que tanto habla Machado en sus poemas cuando se refiere a su esposa) y la tumba de esta. También visitamos la Plaza Mayor soriana, la Iglesia de Santa María la Mayor y el castillo de una de las familias más poderosas de Soria en el siglo XIX.

De momento el viaje está resultando muy divertido e interesante pero, sobre todo, sabemos que es un viaje divulgativo, por lo que les agradecemos a nuestros monitores y profesores que nos hayan contado más detalles sobre la vida de Machado.

Ahora solo nos queda descansar para poder afrontar el día de mañana. ¿Qué nos deparará?

Comenzamos nuestra Ruta Literaria Machado en Soria

Veinticuatro regalos y otros tantos nombres a los que ponerles cara, extraños que seguro se convertirán en amigos. Ganas, nervios y mucha emoción.

Atrás dejamos el estrés de los últimos exámenes para cambiarlo por la ilusión de un nuevo viaje. 700 km por 700 dudas.

¡YA LLEGAMOS!